martes, diciembre 3

CONVERSACION CON LA IMPOSIBLE


Déjeme ponerle tapa a su pomo indiferente
Y acallar entre su jaula el aullido de mi fiera
Déjeme transparentar sus puertas y sus dones
Hágame un sitio en la alcoba de sus mitos
Para derribar de forma abrupta sus altares
Permita que entren mis faltriqueras al baúl de sus secretos
Y domeñar su mundo de bravías llamaradas
Permítame que surque el mar de sus portentos
El fuego llameante en sus lagunas
Su boca de savia apetecida.
Permítame que vulnere los vericuetos de sus miedos
Su estancia en mi tenue purgatorio
Permítame que fluya mi río hacia sus cauces
Hacia su riada de percance inadvertido
Hacia sus anegadas cicatrices.
Permítame que encumbre mis cometas con su aliento
Que vaya construyendo un sol con el fuego de sus ojos
Déjeme antojar de sus desmanes
Permítame cubrirle su voz con la espada de mis ansias
Que si alguna vez llegara a arrepentirse
Yo respondo por crear falsos incendios.
©Omar Messón