viernes, junio 10

¡Total! Si nadie me va a hacer caso. Es una ley de vida terminar no creyendo en NADIE.


 Los Miserables, es un espectáculo musical basado en la novela de Víctor Hugo. Fue estrenada en París en 1980 por el compositor Claude-Michel Schönberg con libreto de Alain Boublil.

Su partitura ganadora del Tony incluye canciones como "I dreamed a dream" (Un día soñé), "Do you hear the people sing?" (¿Oyes el pueblo cantar?), "One day more" (Un día más), "Empty chairs at empty tables" (Sillas vacías en las mesas vacías), "On my own" (Yo sola), "Castle on a cloud" (Castillo en una nube), "A little fall of rain" (Es lluvia nada más) y "Master of the house" (Amo del mesón).

 "Ya se oye el cantar":

Enjolras
Ya se escucha el cantar de nuestra gente y su verdad.
Son los acordes de un pueblo que reclama libertad..
Si el redoble del tambor resuena en tu corazón;
son los latidos de una vida que nacerá.

Combeferre
La cruzada hay que apoyar, por ella vamos a luchar.
Tras esa barricada sé que un mundo nuevo hay.
Courfeyrac
Únete a la causa que lucha por la libertad.

Pueblo
¡Si!
Ya se escucha el cantar de nuestra gente y su verdad
Son los acordes de un pueblo que reclama libertad.
Si el redoble del tambor, resuena en tu corazón;
Son los latidos de una vida que nacerá.

Feuilly
Mucho hay que caminar. ¿Están dispuestos a avanzar?
Sé que algunos morirán más nuestra vida hay que apostar.
La sangre del pueblo de Francia se va a derramar.

Pueblo
¡¡Si!!..
Ya se escucha el cantar de nuestra gente y su verdad
Son los acordes de un pueblo que reclama libertad.
Si el redoble del tambor resuena en tu corazón;
son los latidos de una vida que nacerá.

¡Viva la Revolución!

La desilusión

Como monedas
tintineó su tema
la desilusión.
Con boca roja
y grandes mamas flojas
la desilusión.
Fumando rubio
y exhalando alcohol,
bordado el dueño de la cama
en la ropa interior.

Qué delirio en interrogación,
qué suicidio en investigación.
Brillante exposición de modas
la desilusión.


Abrió un negocio,
reanimando el ocio,
la desilusión.
Como turismo
inventó el abismo
la desilusión.
Tocó el diamante
y lo volvió al carbón,
y al atorrante
lo sembró en la administración
.
(1989)

Una boca pálida, por Farah Hallal

Una mano sangrante se me funde en el pecho. La perfección del pétalo tiene este charco de sangre. Una  boca muere gozosa y poseída, ...