miércoles, junio 29

MAÑANA, JUEVES EN EL ARCHIVO GENERAL DEL NACIÓN. DRA. CARMEN DURÁN

¡La raza inmortal del 14 de junio!



Tony Raful
¿Por qué los seres humanos ofrendan sus vidas a cambio de ideales, de principios de justicia, de sueños de redención? ¿Qué extraño mecanismo acciona sobre las decisiones de luchar por   sociedades donde no haya miseria, dolor y crímenes? ¿Qué motivación tan grande debe haber para que se abandonen los placeres de la existencia, posiciones, logros, y se decida a correr todos los riesgos con el objetivo de liberar su Patria del cruel tirano que la oprime?
El 14 y 20 de junio de 1959, nuestro país fue estremecido por los desembarcos aéreos y marítimos de Constanza, Maimón y Estero Hondo. Trujillo ahogó en sangre aquella resistencia valiente que se inmoló por  la libertad. Pero se trató de una victoria pirrica, basada en la superioridad de las tropas militares de la dictadura, ya que al poco tiempo, surgió como consecuencia de ese sacrificio y en homenaje a los valientes caídos, el Movimiento Clandestino 14 de junio, la única conspiración contra Trujillo, que tuvo alcance nacional, donde lo más granado de la juventud dominicana cerró filas para enfrentar la dictadura.
El Movimiento 14 de junio al ser develado fue sometido a una cruel represión, lo que obligó a la Iglesia Católica a producir la ruptura con el trujillismo, a través de la Pastoral del 25 de enero de 1960, leída  en todas las parroquias del país, una semana después. Trujillo  reaccionó desatando una campaña feroz de descrédito y persecución contra los prelados. El asesinato de las hermanas Mirabal como secuela monstruosa del ensañamiento contra el Movimiento 14 de junio, provocó una indignación popular e influyó en los tiranicidas del 30 de mayo de 1961. No deja de asombrar y conmover el gesto de los expedicionarios del   14 de junio, su vocación patriótica, su desprendimiento, su voluntad democrática basada en el “Programa Mínimo” que garantizaba conquistas sociales y las libertades públicas   Cuando un agente de Trujillo infiltrado  entre los  héroes de junio, saboteó una de las lanchas, la Carmen Elsa, manteniéndola a la deriva en el mar e impidiendo que se concretara el factor sorpresa, que era básico para garantizar la victoria, los cubanos de las Fragatas José Martí y Máximo Gómez, que la habían socorrido en alta mar   y la repararon en la isla de la Gran Enagua, les dijeron que ya Trujillo  los estaba esperando, estaba al tanto de todo y debían desistir, señalando los expedicionarios, que irían de toda manera a Santo Domingo, ya que el dictador estaba   aniquilando a los que habían llegado por Constanza, y  ellos no podían renunciar a la solidaridad y al combate por la libertad.
 La influencia del 14 de Junio es determinante en el desenlace de la lucha final contra la tiranía, su sacrificio fue un aldabonazo en la conciencia nacional, un despertar,   un testimonio del valor y la decisión de echar abajo la poderosa dictadura que parecía invencible. Muchos de los guerrilleros fueron apresados con vida, siendo sometidos éstos a las más crueles torturas y al asesinato masivo, sin que ninguno de los mártires pidiera clemencia, manteniendo la dignidad y el sentido del decoro, así como la idea de que era inevitable el surgimiento de la libertad. América toda vivía   la epopeya de la Sierra Maestra y el triunfo del comandante Fidel Castro, desatándose un fervor libertario que insuflaba  esperanza en un destino trascendente para los pueblos. El hijo mayor del tirano, dirigió personalmente las ejecuciones pretendiendo   afianzar el terror cuando las condiciones históricas habían empezado  a cambiar y se advertía que el modelo  social y económico trujillista estaba agotado y nuevas fuerzas sociales pugnaban por un sistema diferente de amplias reformas y transformaciones. El miedo y el control despótico de la conducta y vida social de los ciudadanos se habían convertido en obstáculos para el desarrollo humano, el tirano no respetaba   ningún valor, ningún postulado ético, y todo era avasallado por su fuerza totalitaria.
La justicia que debió hacerse  a raíz de la muerte del tirano fue   pospuesta por la falta de voluntad política, las complicidades, la mediatización del proceso, impidiendo que los dominicanos sentáramos las bases del saneamiento moral de nuestra sociedad,   se perdió la oportunidad de crear una conciencia firme en la administración de castigos, que disuadiera, por la fuerza del ejemplo, la repetición de arbitrariedades y la comisión de crímenes. Todavía hoy los dominicanos requerimos de ese ejemplo moral que penalice el crimen, como   sucedió en Argentina y en Chile, donde los asesinos, fueron enjuiciados y condenados, bajo la consigna de “Nunca más”, enviando señales claras de que tal y como dijera Juan Pablo Duarte, el crimen no prescribe ni queda   jamás impune.
La gesta del 14 de junio de 1959, adquiere proyecciones fundacionales en la visión de la libertad, constituye un punto de referencia histórica, para   dejar atrás  el terror de Estado y la negación de los derechos y libertades.
El Movimiento Clandestino 14 de junio fue la continuación histórica de Constanza, Maimón y Estero Hondo, bajo un sentido de pureza y decoro, por la materialización de los objetivos de libertad y transformaciones sociales. La Agrupación Política 14 de Junio, encarnó esas ideas de lucha y resistencia en una etapa legal y pública, donde rápidamente ganaron espacio sus proclamas y el contenido viril de sus propuestas revolucionarias. Rendir homenaje a los mártires de la raza inmortal del 14 de junio de 1959, es   rendir tributo también a sus continuadores, Manolo Tavárez Justo y quienes junto a él, lucharon y murieron por una Patria libre y por una sociedad justa. Eran seres especiales, escogidos, llamados a desempeñar papeles estelares en la consecución de nobles ideales. Loor a sus memorias de adalides de la libertad, próceres nacionales en un vértigo de sangre, amor y sacrificio.

http://www.listin.com.do/puntos-de-vista/2007/6/4/15518/

martes, junio 21

"Dioses de cuellos blancos" nueva novela de EDWIN DISLA jueves 21 en CODAP, El Conde

 Esta quinta novela de Edwin Disla es una de las obras mejor estructurada e intensa de la literatura dominicana. Desnuda totalmente a la sociedad contemporánea quisqueyana, donde existen unos señores de doble moral que campean por sus respetos.
¿Quiénes son estos señores que a veces aparecen en la prensa como delicados y pulcros empresarios que por estar por encima de la ley y de las buenas costumbres merecen ser llamados dioses de cuellos blancos? A este descubrimiento fascinante es al que el autor invita a los lectores, quienes encontrarán también en personajes sinuosos como Caifás, la Calavera, el Bacá, Latica y la Gata, a los peones del sucio ajedrez del bajo mundo de las drogas y el sexo. Ajedrez, en el que además juega elcontacto, alto oficial siempre en la sombra, y funcionarios civiles y militares entremezclados con Abraham y Carlos, entre otras figuras de la burguesía dedicadas al lavado de activos. Todos se ven envueltos en el asesinato de Eduardo, cineasta famoso, cuya muerte desborda un río de ambiciones, venganzas y acciones despiadadas que mantendrán intrigados y expectantes a los más indiferentes lectores, hasta el final. Por su temática atrevida, por la maestría narrativa, por las revelaciones de la podredumbre social de esta época, producto de una paciente investigación de ese bajo mundo caribeño, esta novela, escrita con un realismo dostoievskiano, está llamada a ser un clásico en su género y un best seller.


sábado, junio 18

La alternativa al neoliberalismo se llama conciencia. SARAMAGO

Conciencia no es un sistema económico. No es la organización del mercado. No es un régimen político nuevo. Pero es algo más que todo eso. Es la conciencia que hay que tener contra todo y contra todos los que precisamente entiendan que lo que no hay que tener es conciencia.
En eso es lo que tenemos que formarnos todos los días, en la reflexión, en el debate, en el examen profundo de las cosas, de las circunstancias. No hay nada mas para oponerse a la negación de un sistema que esta quitando a toda la humanidad,(con excepción de a los que se aprovechan de eso).
Hay algo que debe preocuparnos, si lo que se esta preparando en el planeta es sencillamente un mundo para los ricos, claro que habrá pobres pero el mundo será para el disfrute de los ricos y los pobres estarán allí ¿para que?
Los poderosos de este mundo imaginan que entre el 20-25% de la humanidad lo que significa haciendo la cuenta lsobre los 6000 millones de seres humanos que ahora viven en la tierra, significa algo así como de 1000 a 1500 millones de seres humanos son para desechar.
No tienen condiciones para entender como funcionar o como trabajar con un ordenador. No tienen condiciones para llegar a estudios más o menos avanzados. No tienen condiciones para aplicar, utilizar y poner a funcionar una tecnología tan sofisticada como esta en que vivimos. Son para desechar.
Y aunque yo no estoy seguro de lo que voy a decir, no puedo estar seguro ¡claro!, me parece en todo caso bastante coincidente con esto, el hecho de que hay unos cuantos conflictos en el mundo donde nadie piensa en intervenir.
Que mas da que se maten, que se destrocen, que se degüellen unos cuantos miles o muchísimos miles de negros o indios o lo que sea. Quizás pertenecen al grupo del 20-25% de la humanidad que son para desechar, pues mientras se maten los unos a los otros no tendré yo que matarlos a ellos y así me facilitan las cosas.
Que es lo que tenemos nosotros para oponernos a eso. No tenemos poder, no estamos en el gobierno, no tenemos multinacionales, no dominamos las finanzas especulativas mundiales, no tenemos nada de eso. ¿Qué es lo que tenemos entonces para oponernos? Nada más que la conciencia.
La conciencia de los hechos. La conciencia de mi propio derecho. La conciencia de que soy un ser humano, sencillamente un ser humano y que no quiero ser mas que eso. La conciencia de que lo que esta en el mundo me pertenece, no en el sentido de propiedad, me pertenece como responsabilidad, me pertenece con derecho a saber, con derecho a intervenir con derecho a cambiar, eso se llama la conciencia.
Y esto no se gana, no se gana en un día para quedárselo uno hasta el final de su vida. Se gana y se pierde y se renueva todos los días.
Pero podéis preguntaros ¿pero, eso cansa mucho no?. Quizas si cansa, cansa porque implica, necesita y exige una tensión de espíritu que no renuncia, no se desanima y se alimenta.
No es algo solitario, no es que yo me ponga delante del espejo yo y mi conciencia ¡Que buenos, que maravillosos somos ella y yo!
No, eso se refuerza en el trabajo, en la acción, en el debate, en la reflexión conjunta, en el intercambio de ideas, en pensar, en reaccionar.
Yo recuerdo que hace años en una campaña electoral en Portugal, no era un mitin era lo que nosotros llamamos una sesión de información, yo no hice mas que esto, lleve un periódico y toda la comunicación fue el análisis, la critica del periódico desde la primera pagina hasta los anuncios,y estaba claro que estaba todo allí, que la sociedad estaba toda allí. La sociedad esta en un periódico, donde la sociedad realmente se encuentra es en las paginas de anuncios.
El retrato fiel, claro, más fiel más claro y más cruel de la sociedad esta allí. Todo lo demás, no es más (con alguna excepción) que la espuma con que quieren cubrirnos la lucidez, la mirada que es lo que necesitamos tener para saber no solo el mundo en el que estamos viviendo y como podemos cambiarlo.
Pero esa mirada que puede reconocer en el otro su amigo, su compañero, la persona necesaria se llama el encuentro entre las conciencias, se llama el momento en que las cosas empiezan a cambiar. Se llama el momento del “No puedo”, el momento del “No me da la gana”, el momento en que yo digo “Pues No”
Mirra y Montsilva en el Circulo de Lisboa, es un corrector de prensa que un día decide poner en esa historia del Circulo de Lisboa del siglo XII, que históricamente los cruzados iban a la tierra santa para ayudar al rey portugués a conquistar Lisboa que entonces pertenecía a los moros.
Y yo leia incansable esta historia, que era siempre la misma historia, que siempre estaba contando las mismas cosas, que esta poniendo las mismas fechas, que estaba escrita con los mismos nombres, dejando en la oscuridad, dejando en la ocultación a todos los otros.
¿Y quien son todos los otros? Todos los que no tienen lugar en la historia, para los que si quieren entrar en la historia se encuentran con la puerta cerrada, porque son el pueblo y el pueblo aquí no tiene nada que hacer, esto es cosa de ministros, presidentes y reyes, aquí no entres.
Y que es lo que hace Mirra y Montsilva, el que es solo un corrector cuando esta corrigiendo y encuentra estas palabras “Los cruzados ayudaron a los portugueses a conquistar Lisboa”, el añade un NO. Y lo que sale en el libro cuando se publica esta diciendo una contraverdad histórica que no es decir que los cruzados no ayudaron a los portugueses a conquistar Lisboa, pero lo que el esta diciendo es otra cosa. Es que no ha sido el señor Alfonso Enriquez el que ha conquistado Lisboa, han sido aquellos que no tiene lugar en la historia. Y ahora se le puede preguntar ¿Pero Vd. quiere una historia donde aparezcan todos los nombres? Yo diría no, no como nombres pero si con presencias reales y efectivas.
Tenemos un duro trabajo por delante. En el fondo, el mundo como es, como esta, no nos quiere. Si pudieran hacerlo, nosotros todos entraríamos en el 20-25% que son para desechar. Pero a nosotros no nos desechan porque nosotros somos conscientes, conscientes y conscientes y conscientes.


viernes, junio 10

¡Total! Si nadie me va a hacer caso. Es una ley de vida terminar no creyendo en NADIE.


 Los Miserables, es un espectáculo musical basado en la novela de Víctor Hugo. Fue estrenada en París en 1980 por el compositor Claude-Michel Schönberg con libreto de Alain Boublil.

Su partitura ganadora del Tony incluye canciones como "I dreamed a dream" (Un día soñé), "Do you hear the people sing?" (¿Oyes el pueblo cantar?), "One day more" (Un día más), "Empty chairs at empty tables" (Sillas vacías en las mesas vacías), "On my own" (Yo sola), "Castle on a cloud" (Castillo en una nube), "A little fall of rain" (Es lluvia nada más) y "Master of the house" (Amo del mesón).

 "Ya se oye el cantar":

Enjolras
Ya se escucha el cantar de nuestra gente y su verdad.
Son los acordes de un pueblo que reclama libertad..
Si el redoble del tambor resuena en tu corazón;
son los latidos de una vida que nacerá.

Combeferre
La cruzada hay que apoyar, por ella vamos a luchar.
Tras esa barricada sé que un mundo nuevo hay.
Courfeyrac
Únete a la causa que lucha por la libertad.

Pueblo
¡Si!
Ya se escucha el cantar de nuestra gente y su verdad
Son los acordes de un pueblo que reclama libertad.
Si el redoble del tambor, resuena en tu corazón;
Son los latidos de una vida que nacerá.

Feuilly
Mucho hay que caminar. ¿Están dispuestos a avanzar?
Sé que algunos morirán más nuestra vida hay que apostar.
La sangre del pueblo de Francia se va a derramar.

Pueblo
¡¡Si!!..
Ya se escucha el cantar de nuestra gente y su verdad
Son los acordes de un pueblo que reclama libertad.
Si el redoble del tambor resuena en tu corazón;
son los latidos de una vida que nacerá.

¡Viva la Revolución!

La desilusión

Como monedas
tintineó su tema
la desilusión.
Con boca roja
y grandes mamas flojas
la desilusión.
Fumando rubio
y exhalando alcohol,
bordado el dueño de la cama
en la ropa interior.

Qué delirio en interrogación,
qué suicidio en investigación.
Brillante exposición de modas
la desilusión.


Abrió un negocio,
reanimando el ocio,
la desilusión.
Como turismo
inventó el abismo
la desilusión.
Tocó el diamante
y lo volvió al carbón,
y al atorrante
lo sembró en la administración
.
(1989)

domingo, junio 5

POR LOS HAITISES




Un momento decisivo en la lucha por la preservación y el carácter patrimonial de la formación kárstica de Los Haitises fue el concierto realizado en la Plaza España, que reunió decena de miles de jóvenes, marcando un punto de inflexión en el curso de los acontecimientos.
En ese momento persistía la tozudez del Ministro de Medio Ambiente y la lucha se veía difícil, larga y muchos auguraban un gran fracaso.
Hoy, Día Mundial del Ambiente, quiero dedicar este poema a quienes fueron fundamentales en aquella jornada memorable, en ellos va un reconocimiento a toda la juventud dominicana que tomó calles, plazas y, sobre todo, desarrolló el Campamento por Los Haitises.


Cabalgando en guitarras se asoma la victoria


El canto tomó plazas,
caminos, ensenadas.
Los rostros juveniles estrenaron trincheras,
desmintieron presagios,
besaron las abuelas,
crecieron de repente más allá de los juegos
Y empuñaron canciones, consignas y poemas.

Sus ojos, no tan niños, salieron de la escuela
Se cargaron de ritmos sus ternuras, sus venas
Se sintieron adultos, guardianes del futuro
Y en sus voces, la tierra se mojó de agua buena.

Hoy lo supe y lo digo
"vivirán Los Haitises”
Yo que lloré su muerte cual si fuera la mía
Hoy veo gavilanes desplegando sus alas
Y al bosque, siempre verde, regresando a la vida.

En la plaza está el canto.
En la plaza, la ira,
Esta el amor, el sueño
La patria perspectiva.
En la plaza las voces anuncian cielo nuevo
Y entierran para siempre el miedo y las mentiras

En la plaza la patria
resuena en las guitarras.
Es una voz madura
en tierna anatomía.
Es una voz tan honda
como el canto que eleva.
Tan de tierra y de agua
como la misma vida.

En la plaza lo supe,
llegará la victoria.
Ni cemento, ni muerte
Ni polvo en Los Haitises.

Cabalgando en guitarras
se acercará sonriente.

Está tan cerca ya,
la presiento tan nuestra
que hay victoria en el aire,
en el grito, las piedras.
Hay victoria en las calles,
en el agua que nubla los cielos y la tierra.
En esta patria joven que cantando esperanzas
Ha teñido de triunfo el futuro que espera.

Luis Carvajal.
Domingo 19 de julio, Plaza España, Zona Colonial.

sábado, junio 4

Luis Martín Gómez: Bruno Rosario Candelier: “Neruda dignificó la real...

Luis Martín Gómez: Bruno Rosario Candelier: “Neruda dignificó la real...: "Por Luis Martin Gómez Narrador, ensayista, Director de la Academia Dominicana de la Lengua, Premio Nacional de Literatura Mirándolo bien..."

Asamblea Nacional Ambiental. Comunicado

ASAMBLEA  NACIONAL  AMBIENTAL
COMUNICADO DE LA ASAMBLEA NACIONAL AMBIENTAL –ANA- 

EN ESTE 5 DE JUNIO, DIA MUNDIAL DEL AMBIENTE.
                                                                                                                                                                                                                                                                                                      

¡NO A LA MEGAMINERIA Y AL CIANURO!

La Asamblea Nacional Ambiental –ANA- considera que uno de los mayores peligros  -si no el mayor- que acechan al ambiente en la República Dominicana y la Isla de Santo Domingo es la megaminería a cielo abierto y el uso de cianuro en esas operaciones mineras.
La megaminería arrasa con toda forma de vida en los lugares donde se establece, eliminando toda la vegetación, toda la fauna, toda la capa vegetal formada durante millones de años y toda posibilidad de recuperación biológica.
Por otro lado, el uso de cianuro, el más venenoso y mortal de los materiales utilizados en la industria minera, es garantía de que todos los acuíferos a decenas de kilómetros a la redonda resultarán contaminados, envenenados, principalmente los acuíferos subterráneos, donde está la mayor cantidad de agua dulce, la gran reserva de agua de la población dominicana e isleña.
No hay posibilidad alguna de que los materiales cianurados resultantes de la explotación de oro se mantengan aislados. Tarde o temprano las presas de cola se abrirán y se verterán cientos de toneladas de lodo y agua cargados de cianuro al exterior y a nuestros arroyos, ríos y al mar, como ha pasado en decenas de ocasiones en otros países.
Ya, en este año 2011, la Unión Europea prohibió en todos sus países el uso de cianuro en las operaciones mineras. Esa decisión tuvo su razón en la rotura de una presa de cola en la minera Baia Mare, en el año 2000, en Rumanía, que vertió toneladas de materiales cianurados al río Danubio, envenenando este río a lo largo de dos mil kilómetros; vertiendo cianuro capaz de matar a un billón de personas; envenenando la zona pesquera del Mar Negro, y envenenando las riberas de Rumania, Eslovaquia, Ucrania, Hungría, Serbia y Montenegro, antes de su entrada al Mar Negro. Esta información fue durante años ocultada por la prensa internacional y local.
Habiendo prohibido la Unión Europea ya en todos sus países el uso del cianuro, ¿por qué tenemos que aceptar su uso en la República Dominicana? Cuatro sitios de la Isla de Santo Domingo se encuentran concesionados para el uso de cianuro buscando oro: Cotuí (Barrick Gold, Goldcorp), Bonao (Gold Dominican), Restauración (Unigold) y la zona norfronteriza de Haití.
¿Somos los dominicanos más diestros que los europeos para impedir la contaminación con cianuro? NO. Nadie está a salvo con el cianuro. La prueba está en lo ocurrido recientemente en la presa de cola de El Llagal, construida por Barrick Gold, donde las comunidades de Cotuí recibieron serias amenazas de rotura de esa presa, con apenas unas lluvias normales. Imagínese usted cuando haya cianuro en grandes cantidades y toda el agua del Bajo Yuna y la Bahía de Samaná cianurizada!!
¡Una renegociación del contrato con Barrick Gold NO nos liberará del Cianuro! ¡Mantengamos la República Dominicana libre de cianuro! ¡NO A LA MINERIA CON CIANURO!

jueves, junio 2

Releyendo a Jonathan Swift

Jonathan Swift por Charles Jervas.
http://www.museumsyndicate.com/item.php?item=42575

Sobre la sociedad dominicana ya no flamea ningún trapo sagrado
Escrito por: ANDRÉS L. MATEO
La gente dice que de alguna manera todos llevamos un “trujillito” por dentro, y si las palabras deben ser usadas para comprender y explicar, no para controlar y oprimir,  ese “trujillito” por dentro es una advertencia respecto de una historia  de azarosas  complacencias opresivas. Es suficiente con enunciar las vejaciones, la ceguera siempre posible del lambón que susurra la conveniencia de continuar en el poder, el amargo de retama del mesianismo; para darnos cuenta de que   el poder tiene una capacidad  transformadora  de voluntades y principios.  La escueta definición de nuestra historia queda clavada, sin ninguna dudas, en  esa desgracia recurrente de políticos e intelectuales dominicanos que  terminan siendo, en la práctica, lo contrario de lo que dijeron ser.
Mi artículo de la semana pasada, titulado “Danilo y la tradición autoritaria”, no le gustó a un renombrado Ministro, y me envió una carta (escrita a la  antigua, a manos) en la que me acusa de “panfletario”, algo que, según él,  no debería ser por “el nivel que has alcanzado en las letras dominicanas”. A ese Ministro me liga un viejísimo afecto, y por eso en vez de enojarme corrí a leer algunas notas de Jonathan Swift, un tipo encojonadísimo, verdadero panfletista de la historia de la literatura, que se burló sin piedad de la sociedad inglesa de su época.
Jonathan Swift, al que ahora leemos como un autor de textos infantiles, era, en realidad, un soberbio. Tan iracundo fue que escribió, de su puño y letra, el epitafio que él quería que pusieran en su tumba: “Se ha ido donde la fiera indignación no podrá lacerar más su corazón”.  Pero ahora lo recordamos por libros como “Los viajes de Gulliver”, que se lee como un libro infantil o para adolescente, pero que en realidad fue una diatriba furiosa contra la hipocresía de la sociedad inglesa. La traición creativa que ejerce el tiempo sobre las obras literarias, es lo que ha hecho que podamos leer como un divertimento infantil, lo que  él escribió como un aldabonazo. A fin de cuentas, Jonathan Swift quedó en las letras universales más por el vuelo fantástico que dio a su ira contra la sociedad inglesa, por su mordacidad sin fronteras, que por lo que intentó combatir con sus escritos repletos de una filosofía pesimista y amarga.
No es la primera vez que un Ministro me dice “panfletario”, ni tampoco la primera vez que recurro a Jonathan Swift; pero como el inglés sí era un panfletario que lo asumía, a mí siempre me ha parecido esto una lección, cuyos resultados, si pudiéramos revivirlo, el propio Jonathan Swift rechazaría. Porque si sus obras coléricas son hoy leídas por niños como joyas de la literatura infantil, el Ministro debería estar equivocado  al decirme panfletario y mandarme a escribir de literatura, usando la idea liquidacionista de que el panfleto se opone al arte.
Yo creo que el Ministro cultiva su propio jardín. Sobre la sociedad dominicana ya no flamea ningún trapo sagrado. Ese “trujillito por dentro” es ahora  un mundo espiritual estéril  que se reduce dramáticamente ante nuestros ojos.  Todo está al alcance del valor de cambio del dinero, cuyo poder puede transformar el mundo en una máscara. El amigo Ministro debería volver a leer a Jonathan Swift, debería perdonarme por recurrir al panfleto, debería respetar aquellos viejos aspavientos sobre los que nos empinábamos discutiendo en la Biblioteca Froilán Tavárez, cuando éramos  jóvenes y ardíamos en sueños de redención;  debería repugnarle que hoy sea la arboladura de gran señor del dinero la que subyuga como un vehemente Dios de los mortales.
Hay que estar alerta contra el autoritarismo subliminal. Exhibiendo sus penachos altivos, los dictadores, los autoritarios, los corruptos, son los grandes triunfadores de nuestros espacios en la vida republicana. No es “amargura”, no es “pesimismo”. Trujillo sabía que la apropiación del mundo era deslumbrante, y sus noches eran, por lo tanto, inocentes y reparadoras. ¿Qué podemos hacer quienes apenas tenemos la palabra?
Quizás escribir panfletos, que de seguro no conmoverán a nadie. O invocar a Jonathan Swift, un tipo encojonadísimo que ahora únicamente leen los niños

Serie especial: Trujillo se apoyó en temible poder militar

Acotaciones del Arq. Emilio José Brea

LA PODEROSA MAQUINARIA MILITAR ERA SUPERIOR A LA QUE EN ESOS MOMENTOS NECESITABA EL PAÍS Y POR TANTO ERA INSOSTENIBLE EN TÉRMINOS ECONÓMICOS
En este trabajo, bueno desde una optica tubular y selectiva, las Fuerzas Armadas parecen ser víctimas y no herramienta; mas sin embargo es la omisión de su involucramiento actual en el narcotráfico lo que mas nos ha llamado la atención. 
El autor (Ramón Urbáez, periodista profesional, se basa en datos e informaciones de historiadores militares (Soto Jimenez y Ramiro Matos) o, mejor dicho, estudiosos de la historia militar dominicana (y quizás mundial). Por ello subrayamos, en rojo intenso, el inicio del 5to. párrafo en donde se escribe que ellos conocen esa historia desde sus inicios hasta el presente, pero obvian, disimuladamente, referirse a la podredumbre de las filas uniformadas al asociarse -sectores de éstas-, en el negocio ílicito del narcotráfico. 
El sesgo de eludible evidencia empieza a manifestarse cuando abordan apenas tangencialmente el tema del 1965 donde solo hubo un protagonista y éste fue las fraccionadas FF AA que actuaron como lo hicieron de uno y otro bando, porque quedó al desnudo el cisma abismal que las dividía internamente, pues mientras un sector hacía esfuerzos por liberarse del fantasma trujillista, el otro se aferraba a esa vida de corrupción y fatuo bochornoso vivido por 31 años. (Sigue al final).
  • Brigadier. Trujillo al lado del presidente Estrella Ureña
Ramón Urbáez
Santo Domingo
Las Fuerzas Armadas Dominicanas (FFAA), cuya sucesión de mandos se ha mantenido incólume desde el descabezamiento de la dictadura de Rafael L. Trujillo Molina, en 1961, han logrado grandes avances en su formación y entrenamiento durante las últimas décadas, aunque hoy son un conjunto de cuerpos castrenses burocráticos y supernumerarios, donde los más viejos añoran aún, como un discreto encanto, el poderío militar y la disciplina de aquellos tiempos.
Pese a los avatares y la gran división que provocó la guerra patria de 1965, tras el derrocamiento del gobierno democrático de Juan Bosch, las FFAA lograron reunificarse y recomponerse bajo el influjo de la última intervención militar norteamericana, que se produjo el 28 abril de 1965, y de inmediato puestas al servicio de la lucha anticomunista que patrocinó el gobierno de Estados Unidos en América Latina durante la llamada Guerra Fría.
Aunque han pasado 50 años del ajusticiamiento del tirano, en los estamentos militares prevalece una especie de sustrato trujillista, que al decir del ex ministro de las Fuerzas Armadas, mayor general retirado José Miguel Soto Jiménez, se diluye poco a poco con la nueva formación de los oficiales y las escuelas militares que resaltan el nuevo rol de los ejércitos del continente de “instrumentos de la gobernabilidad democrática”.
Sin lugar a dudas que la historia de las Fuerzas Armadas dominicanas no podría escribirse separada de la historia de Trujillo y de los acontecimientos políticos externos de la década de los 50 que le dieron origen.
Esta historia militar, desde sus comienzos hasta hoy, la conocen al dedillo Soto Jiménez y el también ex ministro de las Fuerzas Armadas, mayor general retirado Ramiro Matos González, mentor durante un buen tiempo del general Soto y formado en la academia militar de Trujillo, pero que transformó su pensamiento con el advenimiento de la democracia. De sus voces y sus escritos nos hemos valido para hacer este trabajo.
Poderío militar
Durante las dos primeras décadas de su régimen Trujillo logró mantener un poder hegemónico sobre la sociedad dominicana y el control absoluto de toda actividad social y política, de modo tal que para 1948 no se había producido otro levantamiento popular de importancia desde las insurrecciones de Cirilo Bencosme, en 1930, y de Piro Estrella en la Loma de los Amaseyes, y más adelante la de Desiderio Arias, en 1931, recuerda Soto Jiménez.
Desde el principio de su golpe de Estado contra el presidente Horacio Vásquez, el 28 de febrero de 1930, Trujillo logró pacificar la nación y para ello utilizó la Policía Nacional Dominicana, una especie de cuerpo de gendarmería creado en el país por los norteamericanos durante la invasión de 1916 y que tenía funciones propiamente policiales y no militares, pero que luego Trujillo convirtió en Ejército Nacional (Guardia de Trujillo).
En todos los países del hemisterio ocupados por Estados Unidos, sus fuerzas militares crearon un ejército con funciones también de policía, y todos desaparecieron con el tiempo, pero la Policía Nacional Dominicana sobrevivió gracias a los cambios introducidos por Trujillo.
Amenazas externas
Para protegerse de las amenazas externas, que se iniciaron con la expedición de Luperón en 1949, Trujillo creó un extraordinario aparato militar, con un poderoso arsenal bélico, “probablemente el más poderoso del área del Caribe, con capacidad para proyectar una gran fuerza, porque tenía más de 200 aviones de combate, desde bombarderos, aviones de caza, caza bombarderos y transporte”, al decir del general Soto Jiménez.
Todo este poder bélico estaba concentrado no en el Ejército Nacional como fuerza de combate terrestre, que seguía siendo utilizado por Trujillo para mantener el control interno, sino en la Aviación Militar Dominicana (actual Fuerza Aérea Dominicana, FAD), creada en 1954, donde además se habían instalado las unidades de artillería y las fuerzas paracaidistas, que aquí se mantienen en la FAD pero en todas las naciones son fuerzas del Ejército de tierra, explicó Soto Jiménez.
Trujillo, aterrado por las amenazas externas y otras que sucedieron a la del 1949, fortaleció la Marina de Guerra, que era una fuerza muy débil, dotándola de unos 70 buques de combate, algunos de los cuales utilizan aún los marineros.
Para manejar este poderoso arsenal militar Trujillo creó el Centro de Enseñanza, cuyos oficiales tenían una de las mejores artillerías del área del Caribe, pero este centro y este poder militar no eran del Ejército, sino también de la Aviación Militar, recuerda Soto Jiménez.
“Por eso cuando matan a Trujillo, el país tiene unas fuerzas armadas poderosas, siendo su principal virtud la disciplina, eran unas fuerzas armadas donde había resquicio, una especie de coto cerrado de Rafael L. Trujillo”, precisa. Aquí quizás hay una omisión y debieron poner "...donde NO había resquicio..."
Sin embargo, esa maquinaria tenía una parte vulnerable, porque se hizo tan grande que no tenía en los rangos superiores verdaderos operarios de los mandos. “Si se le quisiera poner algún rango a los oficiales que entonces estaban preparados para esa gran estructura militar, sólo se encontraría el rango de capitán, porque entonces no habían otros rangos mayores preparados para dirigir ese poderío”, añade.
“Aunque había coroneles y generales con rango, pero con la formación de gendarmeria y de Concho Primo, no con la capacidad militar para dirigir esas fuerzas operativas expansivas y modernas”, explica Soto Jiménez.
Desaparecido Trujillo, esa maquinaria militar no se podía mantener, porque la democracia no tiene los recursos para mantener ese armamento.
“La dictadura se descabezó, pero se quedaron los mandos, los militares formados por Trujillo se quedaron dirigiendo las Fuerzas Armadas. En ese sentido, la transición de la dictadura a la democracia fue imperfecta, porque los oficiales formados en el segundo y tercer escalón pasaron a los mandos de más arriba”, plantea.
DESPUÉS DE LOS CAMBIOS DE 1965
“Esa maquinaria era insostenible en términos económicos, porque un país debe tener las fuerzas armadas que necesita y que pueda mantener”, dice Soto Jiménez. “Porque no sólo es tener aviones de combates y buques de guerra, sino mantenerlos y eso cuesta mucho dinero”.

Después de los cambios de 1965, los norteamericanos aprovecharon la maquinaria militar para enfrentar la famosa amenaza comunista internacional, y empezaron, además, un incremento descomunal de la Policía para enfrentar la amenaza comunista internamente, y para evitar un golpe de Estado de factura trujillista.

“En todos los países donde habían amenazas comunistas se dieron golpes de Estado, por un principio básico de militarismo y es que si tú tienes que defender el Estado la mejor forma es ocuparlo”, dice el general Soto.

Pero en el país los norteamericanos le echaron esa lucha a la Policía y no a las Fuerzas Armadas, que solo era utilizada en los casos de invasión y acciones guerrilleras. En esta misma época se profundizó el descalabro de las FFAA, ya que en la diversificación de las fuerzas se trató de pasar gente de la FAD al Ejército y entonces se perdieron muchos oficiales que costó mucho dinero formarlos.

“No se ha invertido en la renovacion de los equipos, que debieran ser mejorados los más esenciales, a la par con una reforma militar, porque las FFAA parecen seguir organizadas para defender una dictadura que pasó hace 50 años”, concluyó Soto Jiménez. 
Probablemente este trabajo no concluya en este punto y su autor aborde libre y posteriormente, la fase de estos últimos 45 años mas, transcurridos entre 1965 y 2010. 
Es en ellos donde hay un real deterioro de esos cuerpos, puesto que por toda herencia secular trujillista, además de criminales, venían de manejar el negocio del contrabando legalizado al través de las Cantinas Militares en la época inmediata tras el aniquilamiento de Trujillo. Esa corrupción fue combatida hasta públicamente por sectores progresistas y civilistas (y comerciales) dominicanos que dieron al traste con las manipulaciones de sus hereditarios mentores (Belisario Peguero y compartes). Pero ya estas artimañas habían servido para consolidar, en contubernio, un mercado del contrabando privado con empresarios mayormente cibaeños (Julían Suardí y otros de Santiago y Puerto Plata) y se dice que unidos a otros de la plaza capitaleña (Bordas y otros). 
Las denuncias políticas de una oposición sectorizada, que intentaba sacar ventaja de su antagonismo con Joaquín Balaguer, se ahogaban en medio de la represión impuesta. 
El aparente fortalecimiento de las FF AA -en ese período- lo facilitó el combate a las guerrillas urbanas (1966-1978) y a la de Caamaño (1973), pero en lo adelante un parasitismo invadió los cuerpos castrense y si bien es cierto que empezó una profilaxis que permitió la preparación de nuevos hombres y mujeres en los menesteres militares, con vocación profesional exracurricular (abogados, médicos, ingenieros, etc.) no menos cierto es que fue entonces cuando quedaron dadas las condiciones económicas del sector (bajos salarios), y empezaron las tentaciones de opulencia a manifestarse tras ser permeadas las mismas con el involucramiento de "ovejas negras" que se sirven del uniforme para proteger a los narcotraficantes. 
Estos por demás, dependen mucho del poder político de los ascendentes dirigentes de Partidos que provienen de las clases bajas y han escalado los sectores de mando en los mismos, desplazando a la tradicionalidad herediatria de clases medias y medias altas que lo fueron hasta finales de los años '80 y principios de los '90. 
Muy probablemente donde no hayan tenido participación las FF AA es en el negocio del lavado de activos sin embargo está por verse si las cuantiosas fortunas que  poseen determinados ex militares, no sean, además, productos de favores a estos sectores de blanqueadores de los que hasta ellos mismo podrían haber pasado a formar parte dada la prestancia económica adquirida.
Ahora falta, por último, conocer el grado de complicidad de quienes en las las FF AA se han beneficiado de las onerosas compras (abultadas y generosamente comisionadas) de los equipos y armamentos comprados en los años recientes (helicopteros, pertrechos y aviones Tucanos), todo realizado al amparo de la nueva visión modernizante del actual gobierno.
NOTA: Recuerdese qeu hasta se "perdieron" unas turbinas en años recientes y de esto no se ha vuelto a saber nada...

Una boca pálida, por Farah Hallal

Una mano sangrante se me funde en el pecho. La perfección del pétalo tiene este charco de sangre. Una  boca muere gozosa y poseída, ...